Permiso de Edificación
Necesario para cualquier obra nueva o ampliación superior a 100 metros cuadrados
Obra Menor
Sólo para edificaciones que se amplien un máximo de 100 metros cuadrados
Ley 20772 "Ley del Mono"
Procedimiento simplificado que permite regularizar viviendas sociales con un máximo construido de 90 metros cuadrados
Edificaciones construidas con Anterioridad a 1959
Procedimiento simplificado que permite regularizar edificaciones construidas con anterioridad al 31 de Julio de 1959
Edificaciones dañadas por catástrofe
Permite regularizar edificaciones dañadas por catástrofes

Regularizar una propiedad (por ejemplo, una casa, un local comercial, etc.) es el procedimiento mediante el cual se actualizan los antecedentes de la misma, indicando por ejemplo, si se ha alterado (ampliaciones, demoliciones, etc.) y certificando mediante documentos de que dichas alteraciones cumplen con la normativa vigente correspondiente (Plan Regulador Comunal, Ordenanza General de Urbanismo y Construcción, SEREMI, etc.) Según sea el destino, las características de edificación y/o de la ampliación, se debe optar por uno de los siguientes procedimientos:

 
Permiso de Edificación

Es el procedimiento tipo para regularizar edificaciones (casas, locales comerciales, industrias, etc), no se restringe a superficies máximas ni a características especiales que deba cumplir la edificación. Para que una ampliación pueda ser regularizada mediante este procedimiento se exige básicamente que cumpla con la normativa correspondiente a su ubicación (Plan Regulador, Ordenanza General de Urbanismo y Construcción, Ordenanza Local, Disposiciones Específicas, etc.). Dentro de éstas normativas se contemplan, principalmente, normativa de Planificación (Distanciamientos, Rasantes, Porcentaje de Ocupación de Suelo, Coeficiente de Constructibilidad, etc.) y normativas de  habitabilidad, seguridad, estabilidad e instalaciones interiores (Electricidad (TE1), Agua potable, Alcantarillado, Gas (TC6)). Se exige, además, proyecto cálculo estructural y opcionalmente, revisor independiente de arquitectura. Es importante indicar que, una vez aprobado el Permiso de Edificación y terminadas las obras, es necesario hacer un ingreso de Recepción Definitiva, procedimiento mediante el cual se indica que la ampliación fue construida de acuerdo a los antecedentes ingresados en el Permiso de Edificación. Una vez recepcionada y aprobada la Recepción Definitiva, la ampliación queda regularizada

 

 

 

 

 

Obra Menor

Para que una ampliación se pueda regularizar mediante este procedimiento no debe superar los 100 Metros cuadrados construidos. Bajo este procedimiento se exige, de igual manera que en un permiso de edificación, que se cumpla con la normativa correspondiente a su ubicación (Plan Regulador, Ordenanza General de Urbanismo y Construcción, Ordenanza Local, Disposiciones Específicas, etc.), lo que implica que se cumpla además con la normativa de Planificación (Distanciamientos, Rasantes, Porcentaje de Ocupación de Suelo, Coeficiente de Constructibilidad, etc). Adicionalmente se deben cumplir las normativas de habitabilidad, seguridad, estabilidad e instalaciones interiores (Electricidad (TE1), Agua potable, Alcantarillado, Gas (TC6)). No es exigible proyecto de cálculo estructural, sin embargo, al igual que en un Permiso de Edificación, es necesario hacer un ingreso de Recepción Definitiva, el cual una vez aprobado certifica que la ampliación está regularizada. Éste es, por lo general, el procedimiento más utilizado para regularizar ampliaciones en viviendas (regularizar casa)

 

Ley 20.898

La Ley 20.898, de similar naturaleza a la ley 20.772 “Ley del mono” establece  procedimientos simplificados para la regularización de  viviendas, microempresas inofensivas y equipamiento social e inclusive viviendas financiadas con subsidios para atender la
catástrofe del 27 de febrero de 2010, siempre y cuando sean de autoconstrucción y cumplan los requerimientos mínimos de establecidos en dicha Ley, concernientes a normas de habitabilidad, normas de seguridad contra incendios, normas de estabilidad estructural, e     instalaciones interiores, todas las cuales deben ser certificadas mediante un informe suscrito por un arquitecto o profesional competente. En el caso de viviendas unifamiliares se establecen dos grupos, el primero, incluye específicamente a las viviendas con una superficie construida inferior a los 90 metros cuadrados y un avalúo fiscal inferior a 1000 UF y el segundo grupo, con las viviendas con una superficie construida inferior a 140 metros cuadrados y un avalúo fiscal inferior a las 2000 UF; los requerimientos para cada uno de los grupos, evidentemente son distintos, por lo que es necesario para su correcta aplicación un estudio detallado
.

 

 

Ley 20.772 "Ley del mono"

La Ley 20.772 “Ley del mono” establece un procedimiento simplificado mediante el cual se puede regularizar una vivienda social en un solo trámite (Permiso y Recepción Definitiva), exento de pagos municipales. Esta Ley del mono tiene una vigencia de dos años desde su publicación (rige hasta el 05 de Septiembre de 2016). Para que una vivienda social pueda ser regularizada mediante este procedimiento la superficie total construida (vivienda más ampliación) no debe superar los 90 metros cuadrados y debe cumplir con las normativas de habitabilidad, seguridad y estabilidad, así como con las normas aplicables a las instalaciones interiores (electricidad, agua potable, alcantarillado y gas). 

 

Edificaciones construidas con anterioridad a 1959

Mediante este procedimiento simplificado (Permiso y Recepción Definitiva en un solo trámite), se podrán regularizar edificaciones construidas con anterioridad al 31 de Julio de 1959 (sólo lo construido originalmente, no ampliaciones hechas con posterioridad). A estas edificaciones sólo se les serán aplicables las disposiciones de los planes reguladores referidas a uso de suelo, zonas de riesgo o protección y declaratorias de utilidad pública. Se deberá cumplir, de todas formas con las normativas técnicas de habitabilidad y seguridad, con las normas técnicas de estabilidad y con las de instalaciones interiores de electricidad, agua potable, alcantarillado y gas. El pago de derechos municipales por este trámite será rebajado en un 50% como mínimo, según lo contemplado en la OGUC

 
Edificaciones dañadas por catástrofes

Este tipo de procedimiento de regularización, como su nombre lo indica, sólo será aplicable a edificaciones con daños estructurales a causa de una catástrofe (principalmente terremoto de 27 de Febrero de 2010). Deberán cumplir con normativa relativas a la habitabilidad, seguridad, estabilidad y de instalaciones interiores (electricidad, agua potable, alcantarillado, gas) y a los artículos 2.6.2 y 2.6.3 de la OGUC (referidos a adosamientos, distanciamientos y rasantes). Cuando corresponda será necesario adjuntar proyecto de cálculo estructural. Al momento del ingreso se deberá adjuntar informe con la identificación de los daños estructurales que sufrió la edificación. La superficie total edificada no deberá superar los 150 metros cuadrados en casos de viviendas

 

 

 
 
 

 

 

 
 

 

 

 

 
 

 

 
 

 

 

 

Nuestros Servicios

Somos una empresa multidisciplinaria especializada en gestión arquitectónica, buscamos entregar el mejor servicio, enfocándonos en la rapidez y la seriedad que su proyecto necesita

Contáctenos

Cualquier consulta nos la puede hacer llegar a través de los siguientes canales

 

Dirección: Almirante Barroso 43 Of. 21
Teléfono: 232166271
E-mail: contacto@PLarquitectura.cl

Ubicación